Laura Solórzano

Escribir es estructurar la vida

8

Jul

“Hacer teatro, es hacer país” o la terquedad de Caridad Canelón

En la última escena llora. Embala, vende o bota recuerdos; es la rutina que une hoy a cientos de hogares venezolanos. Los recuerdos se mantienen, sobre todo, en los objetos. Recordar te hace sentir vivo y en el país de las muertes, récord nuevo los fines de semana, se agradece tener un espacio para voltear la mirada y viajar en el tiempo. Caridad Canelón, en el papel de Elvira, embala recuerdos y llora. Pero también “hace país” como le dijo a El Nacional en una entrevista que le hicieron por la obra que protagoniza: “Ni que nos vayamos, nos podemos ir”.

Caridad Canelón nunca ha pensado en irse del país. Toda su familia vive en Venezuela. Es una abuela que tiene los domingos por la tarde ocupados, pero que el resto de la semana puede darle abrazos a sus nietos. Otras abuelas viajan cuando pueden a otros códigos de área para abrazar y ver crecer, unos días, a sus pequeños. Las abuelas huérfanas.

Según su ficha en IMDB, Caridad Canelón tiene cinco películas y cuarenta y un novelas. Son 55 años en teatro, cine y televisión. Para ella “el teatro es el templo del actor, donde sientes que haces un trabajo importante”. Trabajó para RCTV y Venevisión. Una de las novelas más importantes de la última década Ciudad Bendita, la tuvo entre su elenco haciendo el papel de “Peregrina”.

Esta telenovela, escrita por Leonardo Padrón y producida por Venevisión, tuvo al 50,5% de la población pegada a sus diálogos la noche de su estreno. Tuvo un rating final de 21,3 puntos, una cifra histórica. Fue transmitida en 11 canales de televisión en toda América Latina. Caridad Canelón fue vista por millones de personas a través de pantallas. Ensayos cortos y rápidos para papeles largos.

***

En enero de 2009, el Ateneo de Caracas dejaría la sede que ocupó desde 1958, en la Plaza Morelos o la Plaza de los Museos. Ese día el teatro perdió salas, sillas, escuelas, ensayos. Ese día, los artistas y el público se quedaron sin espacios de fácil acceso para disfrutar de la cultura. El gobierno del presidente Hugo Chávez había enviado una carta para informar sobre el desalojo para “garantizar al público en general caraqueño el disfrute de sus espacios sin obtener beneficios económicos”. En septiembre del mismo año, el ateneo abría sus nuevas puertas en la Avenida La Salle, por donde está Venevisión. El canal ya no producía novelas al mismo ritmo de antes; el ateneo comenzaría a tener un público más exclusivo, gracias a su ubicación.

***

En junio de 2010, Caridad Canelón y Verónica Cortez fueron las encargadas de presentar La Hora Menguada. En esta nueva sede caben, aproximadamente, 200 personas. Tiene una gran sala de exposiciones, pero no hay espacio ni condiciones para el teatro. Aun así, Caridad Canelón llenó la sala improvisada durante todas las fechas de su presentación.

El domingo 20 de septiembre, Caridad Canelón estaba delante de, aproximadamente, 50 personas, en la sala caben 100. El teatro se trata, entre otras cosas, de ensayos largos para papeles cortos; públicos específicos. Llueve en Caracas.

A las 5:45 pm, cuando se termina la obra, hay cola para entrar a los tres stand up comedies que se presentan en el Centro Cultural BOD. Caridad Canelón se despedirá de María Laura García, quien fue a ver su obra, y luego irá –probablemente- a abrazar a sus nietos.