Laura Solórzano

Escribir es estructurar la vida

14

Sep

La patria como una droga para olvidar los problemas

Genio, Chávez era un genio, ¿No? Su última campaña electoral debería pasar a la historia como una campaña ideal para megalómanos que están a punto de morir y cómo diosificarlos. El símbolo de los ojos fue genial, qué buena manera de quitarle el trono al Ché y su rostro. Dejen que se expanda por el planeta la nueva ola de “nuevo revolucionarios de la nueva-nueva-nuevísima izquierda”. Eso viene porque tiene que ver con el Marketing y tiene pegada.

Otra cosa genial de Chávez y su última campaña fue decir la famosa frase: Lo importante es tener Patria. Qué buena frase. Ok, sí, sé que no es buena para quienes los adversamos, pero ¿Se han dado cuenta del efecto? Es increíble, pero todo lo resolvemos con la Patria. La Patria es el alambre de los problemas sociales.

Sino no me creen, vean cómo desde dirigentes políticos hasta la señora que me vende el café gritan: Pero tenemos Patria… Como si fuese un logro. Ustedes también lo gritan. La frase “tenemos Patria” parece servir para drogarnos cuando se nos va la luz, cuando nos roban, cuando nos quedamos sin agua, cuando caemos en un hueco… Cuando recordamos que estamos dejando de ser un  “país del tercer mundo” para convertirnos en uno del inframundo.

Además, ¿Saben por qué es tan genial la frasecita esa? Porque Chávez sabía que tarde o temprano la frase se iba a transformar en un chiste; estoy segura que pronto sale una changa tuki con el “pero tenemos Patria” o tal vez ya salió y yo no me enteré. La frasecita nos duerme porque drenamos la arrechera por Twitter diciéndola, ¡Chávez era un genio!

Fidel dopó a los cubanos a su manera, al final del día la teoría de “cómo matar a una rana” es efectiva. Digo, si la rana se aclimata con el agua cuya temperatura sube poco a poco todo sabemos que terminaremos comiendo sopa de rana. Qué loco, ¿No? Todos pensábamos que Chávez lo tendría difícil porque “estamos hiperconectados” y todo ese cuento lindo de la globalización, pero ¿Ustedes tienen internet rápido? ¿Les sirve la conexión de sus celulares? No sé.

La Patria de palabra no basta para tener dignidad porque la dignidad no viene solo con lindas frases y flores después de una golpiza. La patria, junto a la dignidad, tienen que ver con la simple posibilidad de cepillarte los dientes al despertarte, tener atención médica decente,  tener escuelas de calidad, la patria viene con seguridad, progreso, un sueldo que alcance. La posibilidad de un futuro digno en la Patria te lo da quién la gobierna y en este país, que en realidad es una guillotina, nosotros no estamos muy seguros de sobrevivir y mucho menos de morir con “dignidad”.

Vaya, qué genio era el Chávez… Sigan gritando como locos “Pero tenemos Patria” mientras que las focas de la Asamblea repiten que Capriles es culpable de todo… Lo estamos haciendo bien, pronto seremos la “Patria grande que Bolívar sonó”.